Mons. Romero será beatificado el próximo 23 de mayo en El Salvador

El Arzobispo italiano Vincenzo Paglia, Presidente del Pontificio Consejo para la Familia y postulador de la causa de canonización de Mons. Óscar Arnulfo Romero anunció que la fecha de beatificación del que fuera Arzobispo de San Salvador ha sido fijada para el próximo 23 de mayo.

 

El Prelado italiano ofrecio ayer  11 de marzo una conferencia de prensa en la que dió a conocer los detalles de la beatificación, luego que el Papa autorizara el 3 de febrero la promulgación del decreto que reconoce el martirio de Mons. Romero.

El arzobispo de San Salvador Oscar Arnulfo Romero, asesinado en 1980, será beatificado el 23 de mayo próximo, confirmaba ayer en la capital salvadoreña el postulador de su causa en el Vaticano, Vincenzo Paglia. 

"El 23 de mayo de este año, monseñor Romero será proclamado beato en San Salvador", expresó Paglia ante la prensa junto  a las autoridades eclesiales y civiles del país luego de que se reunieran en privado en Casa Presidencial. 

La ceremonia de beatificación de Romero se celebrará en la plaza del Divino Salvador del Mundo, de la capital salvadoreña, según anunció la Conferencia Episcopal de El Salvador el mes pasado. Acontinuación compartimos el diseño del templete. 


 

El acto religioso se celebrará con una eucaristía presidida por el cardenal Angelo Amato, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos del Vaticano. 

Mons. Paglia manifestó que esta beatificación es un don extraordinario para toda la Iglesia en el mundo y en especial para todo El Salvador, porque "Romero desde el cielo se ha convertido en el pastor bueno y beato que une hoy a todo su pueblo, por el cual dio su propia vida"

Calificó como un "signo de la providencia" el hecho de que la Congregación para las Causas de los Santos haya dado el consentimiento unánime a la tesis de que monseñor Romero fue asesinado por odio a la fe. 

Romero, que se caracterizó por defender a los más pobres y desprotegidos, fue asesinado el 24 de marzo de 1980 por un francotirador desconocido cuando celebraba una misa en la capilla del hospital de cáncer La Divina Providencia de San Salvador, meses antes del estallido del conflicto armado.

El papa Francisco aprobó el pasado 3 de febrero el decreto para la beatificación del arzobispo Romero, en el que se reconoce el "martirio" del arzobispo "in odium fidei", es decir, que fue asesinado por "odio a la fe"

Aunque algunos relacionaron la muerte de Mons. Oscar Romero a una supuesta simpatía por la teología de la liberación, el secretario del futuro beato, Mons. Jesús Delgado, afirmó que el mártir nunca se interesó por esta corriente contraria a la doctrina de la Iglesia.

El secretario personal de Mons. Romero aseguró en una reciente entrevista con ACI Prensa que los teólogos de la liberación visitaban al Arzobispo y le dejaban sus libros, pero la realidad es que nunca los abrió: “cuando escribí su vida fui a revisar su biblioteca. Evidentemente, los teólogos de la liberación siempre que lo visitaban le dejaban un libro, sus libros”. “Los vi, estaban puros e inmaculados, nunca los abrió, nunca jamás, ni los leyó, ni los consultó nunca. En cambio todos los libros de los padres de la Iglesia estaban manoseados por aquí y por allá, eran la fuente de su inspiración”, afirmó Mons. Delgado.

En ese sentido, aseguró que Mons. Romero “de la Teología de la Liberación no supo nada, no quiso informarse de eso, él estaba adherido fielmente a la Iglesia Católica y sobre todo a la doctrina de los Papas”.

Se fue abriendo el camino con el Evangelio a una teología de Dios presente en los pobres, que podíamos llamarlo así: 'Dios presente viviendo con los pobres y caminando con los pobres”, aseguró Mons. Jesús Delgado.