¿Que se Propone?

La finalidad es ayudar a los educadores, padres de familia, asesores, animadores y catequistas,   a   despertar progresivamente en los niños, niñas y adolescentes una conciencia misionera universal.

Además, se propone mover a los niños, niñas y adolescente a compartir su fe y los medios materiales, con los niños y niñas  más  necesitados del mundo, por medio de sus oraciones, sacrificios, ayuda económica y con servicios misioneros  (estatutos OMP. III. N° 17).

PARA CUMPLIR ESTOS PROPÓSITOS A CABALIDAD,

LA INFANCIA MISIONERA PRETENDE:

  1. Educar al niño, niña y adolescente  integralmente.
  2. Ayudar a que viva la experiencia misionera de su fe, siendo generoso y solidario con los demás.
  3. Desarrollar en ellos la creatividad y la afectividad, para que presten un mejor servicio  a la obra y se  preocupen  por los niños, niñas y adolescentes que no conocen a Jesús su gran amigo.
  4. Enseñarle  a comunicarse  con Dios y su amigo  Jesús  en la oración y con los hermanitos que tienen en todo el mundo.
  5. Formarlos para que sean  amigos de Jesús y hagan a otros amigos para Jesús y sen misionero en su familia, en su colegio, colonia, barrio o  en su propio ambiente.
  6. Hacerlos crecer  en amor por las misiones, y a tener un cariño especial por la Santísima virgen.
  7. Proporcionarles un plan de formación misionera adecuado a su edad, para que puedan   vivir   los encuentros semanales de la Infancia Misionera, a través de las Guías de Formación, y por etapas.