MISIÓN: “Echen las redes a la derecha” (San Juan 21, 6)

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Objetivo General: Formar grupos fermento en las comunidades: cantones, caseríos, colonias, barrios…

Objetivos Específicos:

  • Brindar espacios y medios adecuados para que los jóvenes se acerquen a la Iglesia.
  • Responder a la necesidad de asociación de los jóvenes para formarse y proyectarse misioneramente. (Justificación de la JUMI, C y E)

Duración: 1.25 meses

Responsables:

  • Párroco
  • SEDIJUM

La misión consiste en hacer una misión popular, masiva, en cada colonia, caserío, barrio, etc. donde los jóvenes portando sus distintivos de la JUMI irán a visitar casa por casa para invitar a los jóvenes a que asistan a una Convivencia Juvenil Misionera en donde se compartirá la Palabra de Dios, se darán testimonios, cómo trabaja la JUMI en las Parroquias y le invitaran a que pertenezca a un grupo fermento de la JUMI.

1. Elegir el lugar de misión: colonia, barrio, caserío…

2. Informar y solicitar el permiso respectivo al párroco del lugar. (si se hace por escrito es mejor. Se puede anexar la página proporcionada por el SEDIJUM al informe con los datos de la comunidad donde se hará la misión). Se elige la comunidad y se elabora un informe con los datos, descripción del lugar, quienes los harán, como se hará, con que apoyo se cuenta, etc.

3. Comunicarse con los responsables de las comunidades: coordinadores, catequistas.

4. Deben participar todos los jóvenes de los grupos fermento de la Parroquia, y si no existieren, debe pedirse apoyo a las parroquias vecinas y al SEDIJUM.

5. Hacer una lista de las personas que irán a misión. Elaborar un permiso para que lo firmen los padres de familia. El permiso firmado y la lista de quienes fueron a la misión se entregará con el reporte final al SEDIJUM.

6. Distribuir los grupos para la misión.

7. Los coordinadores de los grupos fermento son los responsables de la misión. Deben trabajar en equipo en la coordinación y ejecución de la misión.

8. Elegir un día para realizar la Gran Misión.

9. Al visitar las casas en la Gran Misión: dar a conocer el objetivo de la visita, informar el lugar, día y hora de la Convivencia Juvenil Misionera.

10. En la comunidad donde se hará la misión:

-solicitar hospedaje y comida, si se quedarán ahí para el siguiente día realizar la Convivencia Juvenil Misionera.

-Si se vuelve difícil conseguir alimentos, se puede invitar a que los jóvenes lleven y se comparta en un ágape fraterno.

11. Hacer el esquema para el día siguiente de la Convivencia Juvenil Misionera: lugar, día y hora, responsables, partes de convivencia… En la Convivencia se debe dar a conocer la Palabra de Dios, la JUMI, su material formativo, sus líderes, en que consiste su trabajo en la parroquia, etc. Prever un refrigerio para los jóvenes que asistan, con la ayuda de los líderes de la comunidad.

12. Después de la Convivencia Juvenil Misionera, darle seguimiento durante un mes a todos los jóvenes que asistieron, desarrollando cada semana las etapas de formación de todo grupo fermento.

13. ¿Qué se hará después con esos jóvenes?. Se les invitará (con el permiso del párroco), a que asistan a la formación que brinda el SEDIJUM, talleres y escuelas de liderazgo; para ello se les facilitará las fechas ya establecidas y que formen los grupos fermento en la comunidad. Si se cree oportuno y se tiene el apoyo necesario, se pueden realizar a nivel parroquial las formaciones.

14. El material con que trabaja la Juventud Misionera se puede adquirir en la oficina de las OMP.

15. Al finalizar la misión, se debe hacer un reporte escrito del trabajo realizado y presentarlo en la Reunión del SEDIJUM. Facilitarle al párroco del lugar una copia del informe.

NOTA: El Campo de misión se puede realizar por la mañana y por la tarde hacer una convivencia para los jóvenes.

Archivo(s) adjunto(s):

Puedes descargar los siguientes archivos:
MISIÓN- Echen las redes a la derecha.pdf

Deja un comentario