Consejos

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Consejos para los Visitadores de enfermos

“En verdad les digo que, cuando lo hicieron con alguno de estos más pequeños que son mis hermanos, lo hicieron conmigo”.

REFLEXIÓN:

Al ejemplo de Jesús, los visitadores de los enfermos, ancianos, discapacitados y de lo que sufren, debemos prepararnos con la oración y disponibilidad para saber llevar con gozo y esperanza la buena noticia de la salvación, el consuelo y la ayuda oportuna.

ANTES DE LA VISITA:

Para que nuestra visita sea apropiada y tenga buenos frutos debemos tener en cuenta lo siguiente:

  1. Hacer oración para confiar al Señor la visita a realizar y que el enfermo y su familia la acepten con fe.
  2. Preparar el tema y el material conveniente para realizar la visita.
  3. Tener una actitud positiva para proyectar esperanza al enfermo que visitamos.

MOMENTO DE LA VISITA:

  1. Saludar, Identificarse y solicitar permiso a la familia para realizar la visita.
  2. Saludar al enfermo, expresándole confianza, cariño, hermandad y amistad en el nombre de Dios Padre.
  3. Escuchar al enfermo con paciencia, aunque sepas lo que te dice, aunque te lo haya dicho otras veces; escúchalo.
  4. Ser paciente y discreto al hablar de enfermedad o al presentarle el mensaje; hay que hacerlo con caridad, comprensión y amor.
  5. Hacer notar al enfermo que su enfermedad no es un mal sino una oportunidad de amar juntamente a Dios y a su familia.
  6. Que las visitas no sean demasiado largas, el enfermo necesita descansar.
  7. No expresar problemas o situaciones que agraven más al enfermo.
  8. Ofrecer ayuda concreta al enfermo cuando está en casa o se encuentra solo: arreglarle la cama, barrer, lavar, alimentación, medicamentos, cambios de posición, cambio de ropa etc.
  9. Agradecer y motivar a la familia para que acepte y participe en nuevas visitas.
  10. Orientar y motivar a la familia a permanecer fieles a la fe católica

DESPUÉS DE LA VISITA:

  1. Agradecer A Dios por haber permitido compartir la fe con el enfermo.
  2. Hacer el informe de la visita y entregarlo al coordinador
  3. Entregar listado de enfermos al párroco para ser encomendados en la celebración de la Eucaristía por los enfermos.

Dejar un comentario